(Radio GBA / Página.12) Una multitudinaria columna de maestros, encabezada por sus principales dirigentes nacionales, llegó alrededor de las 12.30 al Ministerio de Educación tras marchar por la avenida Callao desde el Congreso, en reclamo de la implementación de la paritaria federal docente.  Los secretarios generales de los cinco gremios docentes nacionales -CTERA, UDA, SADOP, AMET y CEA- dieron fuertes discursos a los docentes congregados frente al Palacio Pizzurno. Por su parte, el presidente Mauricio Macri eludió la protesta volando a Jujuy para refugiarse con su gobernador de radical de Cambiemos Gerardo Morales y dio inicio de manera casi ficticia al ciclo lectivo, ya que los gremiso de la provincia norteña también adhirieron a la huelga.

“Emociona esta marcha; emociona este parazo nacional”, enfatizó Sonia Alesso, secretaria general de CTERA. Y agregó: “Esta marcha, de más de 50 mil maestros, debe hacer reflexionar al Gobierno. Pedimos que cumplan con la ley (y llamen a paritaria nacional). A ver si Bullrich escucha “.   Sergio Romero, secretario general de UDA, señaló que la marcha “es una respuesta al incumplimiento del Gobierno nacional”. “Le pedimos (al Gobierno) que recapacite”, dijo en relación al no llamado a paritarias nacionales, y afirmó que si no reciben una propuesta positiva convocarán ” a un nuevo paro nacional de 48 horas”.

“Es una vergüenza que en algunas provincias, como en Santiago del Estero, estén festejando que el salario llego a 4 mil pesos. Eso es indigencia, está por debajo de la línea de pobreza. Convocamos a los gobernadores a que estén al lado de los trabajadores, que pidan por la paritaria nacional”, indicó Romero.

Jorge Adaro, secretario general de Ademys, señaló que la adhesión en Capital Federal, en las jornada completa y turno mañana, fue del 80 por ciento. “Estamos diciendo no al techo salarial del macrismo y no al techo en las provincias. Queremos discutir una propuesta que puedan considerar a los trabajadores, no una de un aumento del diez por ciento”, explicó.

En tanto, Hugo Yasky, secretario general de la CTA de Trabajadores, afirmó: “Paritaria nacional o sigue la huelga. Ir contra la escuela publica es analfabetismo político aunque se esté en la Casa Rosada o en el Ministerio de Educación. No hay para los argentinos nada mas noble que la escuela. Que se olviden si piensan que van a ensuciar a los guardapolvos blancos, que se olviden si piensan que los van a pisotear o a ponerlos en contra del pueblo”, expresó, al tiempo que confirmó el paro nacional de mañana “para demostrarle al presidente que está gobernando en contra de los trabajadores”.

Los gremios se manifestaron en el marco de una huelga de 48 horas que impidió durante esta jornada el inicio de las clases en la mayoría de las escuelas públicas de gestión estatal del país.  La columna de los maestros tenía una extensión de 20 cuadras. Los manifestantes comenzaron a marchar lentamente por la avenida Callao en su cruce con Rivadavia con destino a la calle Paraguay y Rodríguez Peña, frente a la cartera que encabeza el ministro Esteban Bullrich. Los organizadores montaron un escenario frente al Palacio Sarmiento, popularmente conocido como Palacio Pizzurno, desde donde los oradores se dirigieron a la multitud constituida principalmente por docentes, empleados estatales y militantes de agrupaciones de izquierda y del peronismo.

A la cabeza de la multitud con una bandera con la consigna “Apertura de paritarias” marcharon la secretaria general de la Confederación de Trabajadores de la Educación (Ctera) Sonia Alesso, sus pares de la Unión Docentes Argentinos (UDA) Sergio Romero, del Sindicato Argentino de Docentes Privados (Sadop) Mario Almirón, la Confederación de Educadores Argentinos (CEA) Fabián Felman y la Asociación del Magisterio de Enseñanza Técnica (Amet) Héctor Pedro Cova.

El primer plano de la marcha es compartido con el secretario general de la CTA de los Trabajadores Hugo Yasky, quien también fue uno de los oradores del acto, y los titulares del Sindicato Unificado de Trabajadores de la Educación de Buenos Aires (Suteba-Ctera) y la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE-Ctera), Roberto Baradel y Eduardo López, respectivamente.

A la movilización se sumaron los estatales afiliados a ATE que por la mañana realizaron un acto frente al ministerio de Trabajo de la Nación y que hoy también iniciaron una huelga de 48 horas en rechazo del 18 por ciento de aumento salarial ofrecido por el Gobierno, y en defensa de los convenios colectivos de trabajo.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.